Entry Island

Por Diana Carolina Ramírez Mayoral

Una de las cosas más singulares de la vida, es como las decisiones que tomamos día a día nos llevan a los pasajes más extraordinarios de nuestras vidas, como si hubiese sido decisión del destino el que estuviéramos en ese lugar y en ese momento precisos.

Unknown-1 En la novela Entry Islan de Peter May, editada por black salamandra, encontramos la narración de la investigación policial de Sime Mackezie, íntimamente relacionada con su vida personal y de una manera bastante mística con la vida de uno de sus ancestros.

Después de haber sido abandonado por una esposa que realmente no quería, Sime es enviado desde su cómoda cama, ubicada en Montreal, hasta una inhóspita isla que se encuentra en el golfo de San Lorenzo. La razón: un asesinato.

Al parecer a James Cowel, un importante comerciante de langostas, le fue arrebataba la vida con la repetida incrustación de un arma blanca en su pecho. La sospechosa más viable para haber cometido aquel homicidio, era nada más y nada menos que su propia esposa, Kisrty.

El Capitán de la Sûreté de Police Michel McIvir integró a Sime al grupo de especialistas que se encargarían de la investigación del asesinato, quien para su mala suerte se encontraría laborando con la especialista en escenarios del crimen Marie-Ange, su ex esposa.

 Después de un viaje bastante incómodo a bordo de la avioneta, llegaron a Entry Islan, un lugar bastante soso, sin atracciones y que además era azotado durante toda la temporada invernal por un frío de muerte y vientos que tenían la fuerza suficiente para llevarse algunas tejas.

entry_island_quebec_canad-453241 En Entry Islan a diferencia de las demás islas que se encontraba en el golfo de San Lorenzo donde imperaba la francofonía, se hablaba únicamente inglés, por lo que la participación de Sime resultaba vital para cualquier investigación, dado que era el único en el equipo que hablaba tal idioma.

Cuando llegó a la isla en la que nunca se imaginó estar, un sentimiento de extrañeza se apodero de su cuerpo, más aún cuando llegó a la casa en donde se había cometido el asesinato y vio por primera vez a la mujer que todos consideraban la responsable de los sucesos.

Cuando Kirsty fue presentada ante Sime, él tuvo la seguridad de que la conocía, no sabía dónde la había visto, ni las circunstancias, ni cuando, pero sabía con absoluta certeza que la conocía. Fue entonces que el sentimiento de extrañeza que lo había inundado durante el trayecto, estuvo a punto de abrumarlo del todo.

 A pesar de sopor en el que se había inundado, Sime tuvo que hacer alarde de sus fuerzas e iniciar con un primer interrogatorio que revelara la verdad de lo sucedido, según el relato de Kirsty, ella estaba preparándose para dormir mientras que su esposo se encontraba en la planta baja, de pronto escuchó el ruido de cristal rompiéndose y enseguida tenía a un hombre encapuchado ciñéndola con fuerza con toda intención de quitarle la vida.

Peter_May_AyrDespués de varios forcejeos, Kirsty logró correr hasta donde se encontraba su marido, escapando del hombre que empuñaba un cuchillo. Al notar el ataque a su esposa, ambos hombres comenzaron a pelear siendo el encapuchado el vencedor, este último se escapó mientras que James Cowell perdía la vida entre los brazos de su mujer quien no pudo hacer nada.

 Por el momento no había pistas del encapuchado, ni el arma que este empuñaba así como ninguna evidencia fuerte que culpara a la esposa de Cowell, por lo que Sime tendría que esperar más para el momento de aprehender al responsable, y tendía que seguir trabajando en la investigación hombro con hombro con la mujer que le quitó el sueño.

Literalmente a su partida, Marie-Ange se llevó el descanso y la vitalidad de Sime, no tenía ni la menor idea de los problemas que se agrandaron en la cabeza de Marie, pues no recordaba que las cosas hubiesen ido tan mal cuando sin previo aviso para él, ella dejó la casa.

Ahora Sime llevaba meses sin poder dormir más que un par de horas en la madrugada, cuando se encontraba debajo de las cobijas no podía dejar de pensar en los catastróficos defectos que tenían y como éstos fueron capaz de arrebatarle la felicidad que alguna vez creyó formar, se pasaba las largas horas de oscuridad uniendo las imperfecciones del techo, creando a partir de los diferentes puntos figurillas dignas de un cuento propio.

 Lo cierto es que el inicio de su relación con Marie-Ange había comenzado de la manera más extraña, a pesar de que la conocía de vista, pues laboraban en el mismo centro, la primera vez que le habló fue en un café en donde esperaba una cita a ciegas, cita que no dudó en plantar cuando descubrió que podían mantener una conversación sin tener que fingir acerca de su persona, su trabajo etc. Lo que descubrió poco después, fue que la cita a ciegas qué plantón fue a la misma Marie-Ange.

Aquella noche conversaron como nunca volverían a conversar, y la pasión que disfrutaron aquella noche fue la mujer mejor que tuvieron durante toda su relación futura. Desgraciadamente la dura lección que Sime tuvo que aprender, es que uno no puede basar una relación entera en lo sucedido en una única noche. Y que lo que un ordenador considera un emparejamiento perfecto no siempre funciona en la vida real.

Los problemas que acarreaba desde la despedida con su esposa, aunado a la extraña familiaridad que sentía con la esposa del difunto, creaban una presión en su cuerpo capaz de arrebatarle su cordura.

Utilizando el profesionalismo como su única arma, Sime junto con todos los agentes se dieron a la tarea de interrogar a cualquier persona que pudiese resultal sospechosa, tanto sí tenía algún rencor con James como si sacaban alguna ventaja con su muerte.

En un siguiente interrogatorio con la señora Kirsty, Sime volvió encontrarse en el mismo estado de sopor, por un lado la cara de aquella mujer parecía encarnar muchos de los recuerdos que creía olvidados, ella era una mujer bastante extraña, parecía tener una extraña fijación con no salir de aquella isla, aún cuando la población se veía cada vez más mermada, y los recursos parecían no beneficiar más. Lo más extraño de su encuentro con aquella mujer, es que ella aseguraba que el blasón que se encontraba grabado en la cornalina de su anillo, era idéntico al que ella tenía en un colgante.

Después de eso, Sime fue consciente de los insólitos sueños que tenía en las pocas horas de descanso que conseguía, en ellos revivía las historias que antaño su abuela le leía de los diarios de su antepasado de quien había heredado el nombre.

Aquel antepasado había vivido en condiciones infrahumanas en la época de la evacuación de los asentamientos en las islas escocesas del siglo XIX, donde reina la hambruna a causa de la plaga en las patatas que duró casi diez años, donde los hombres se morían sí intentaban casar algún siervo de los bosques del laird o pescar uno de los abundantes salmones de sus ríos.

La mayor desgracia en la vida de su ancestro, es que se había enamorado de la bella e inocente hija del laird, Kyrsty, o Ciorstaidh en gaélico, a quien salvó de una muerte segura. A causa de esto el padre de ella hizo hasta lo imposible para deshacerse de él.

Difíciles eventos impidieron que su ancestro se reuniera con su amada, y por cuestiones que escapaban de su imaginación, al parecer él habría de cumplir con la promesa que su ancestro le hizo a la ascendiente de la mujer que tenía enfrente, y de quien estaba seguro no podría haberle privado de la vida a nadie.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s