La moral y la religión en el pensamiento del Marqués de Sade

Por Eréndira Nayeli Girón Escalona

unknownEstas palabras que aquí presento tienen la finalidad de analizar algunas de las ideas plasmadas por un autor que en su tiempo fue severamente censurado, El Márques de Sade (Donatien Alphonse Francois de Sade), quien en la perspectiva filosófica realiza criticas radicales hacia las buenas costumbres, la moral y sobre todo manifiesta su aborrecimiento por a la religión, pues para el es un problema sobre el cual se construyo la sociedad fomentando los principios y concepciones primarias de a aquello considerado bueno y malo.

En esta ocasión busco resaltar las idea que Sade plasmo en su libro “ la filosofía del tocador” publicado en 1795[1], en donde nos encontramos con un lenguaje particular que para a aquellos moralistas llegarían a considerar grotesca, pero tal lenguaje nos demuestra que su pensamiento adquiere una reacción directa hacia nuestra concepción de lo bueno y lo malo, lo aceptable y no aceptable o aquello que es permitido y lo que no, aquello que llamamos moral.

En esta Obra podemos percatarnos de la presencia de diferentes contextos, el principal es el social en donde se da este rechazo a las costumbres y las manifestaciones de desprecio por temas que la iglesia considera un tabú, también tiene un contexto político ya que analiza la realidad presente en su entono que lo lleva a plasmar el famoso discurso político Francés: “un esfuerzo mas, franceses, antes de que puedan llamarse republicanos”[2] donde Sade precisamente contraria la idea de que a pasar de querer realizar un esfuerzo enorme para implantar una nueva republica en Francia es imposible lograrlo con las mismas bases de la tiranía  a la que había sido sometida, pues jamás llegaría a ser una republica fundada en la libertad, si no por el contrario no basta haber visto la monarquía destruida y barridos sus adornos, ni si quiera proclamarse libres, sino antes se acaba de destruir sus cimientos, jamás se tendrá la libertad buscada regresando a instaurar con el tiempo la monarquía no deseada.[3]

Los cimientos mencionados son en referencia con la Iglesia Católica Romana, pues señala Sade: “LOS REYES DEFIENDEN LA MISION DIVINA DE LA RELIGION, Y LA RELIGION MANTIENE LOS DERECHOS DIVINOS DE LOS REYES”[4], y fue así no en vano tenemos el ejemplo de la historia mexicana, la conquista de expansión del territorio de España fue fundada en con el pretexto de evangelización y la tiranía den la Nueva España en la voluntad de “aquel elegido por dios”.

Por tanto se debe dejar algo muy claro el desprecio en cuanto a los principios de la religión, pues estos en ves de que nos brinden razón y se fundamenten en la lógica nos inmiscuyen en el dogma, los misterios y todo debe aceptarse tal y como es, o no se acepta y por tanto se crea un cierto temor con respecto a criticar estos principios dado que seria  acosta de tu alma inmortal.

Y por tanto Sade afirma de manera contundente: “La moral debería ser la base de la religión, y no esta la base de la moral”[5].

imagesEn tal sentido Sade señala algo fundamental y es que el no busca la destrucción de la iglesia, matanzas o expulsiones, sino que propone una solución de conciencia moral, “ para hacerle frente al cristianismo se debe apresurar la tarea de educar a la juventud”[6], es decir considera pertinente educar a la sociedad bajo lógicas y estructuras reales a fin de crear una conciencia social que funde y motive en la igualdad, la convivencia y sobre todo la libertad no solo en referencia a la esclavitud, sino también en relación con el pensamiento.

En conclusión, El Marques de Sade es un autor que no solo reflexiono la idea de la separación de la iglesia y la moral, si no también fue juzgado severamente por la misma, de ahí que realmente conociera el mal que se encontraba dentro del los dogmas incorporados por la iglesia. para entender el pensamiento de Sade hay que adaptarse a la época en la cual vivió, pues no es la misma idea actual de la iglesia, sino es otra donde el Estado y la religión eran uno solo y por tanto el pensamiento diferente era absolutamente rechazado y por tanto castigado, es decir la sociedad se encontraba controlada por dogmas que a fin de que fueran obedecidos se instituyo una idea en donde el temor al castigo divino regia la conducta de la sociedad y que por tanto todos las penas muchas veces inhumana estaban bien aceptadas por que una entidad divina así le dio el poder al rey tirano.

Por ultimo se entiende que las ideas revolucionarias que  cambiaron la ideología francesa eran ya incompatibles con los dogmas religiosos, por tanto era necesario que si bien la sociedad quería un cambio basado en la libertad era fundamental erradicar los dogmas aun insertos en la moral social, por esto Sade señala la educación como principal arma contra la moral cristiana, considero que el autor alentaba a la lógica y la razón a fin de crear una nueva visualización de la conciencia social basada en el entendimiento de los principios de igualdad, convivencia y igualdad.

Biografía

  • Marques de Sade, la filosofía del tocador, Paris 1795, Grupo editorial Tomo,S.A. de C.V. México, DF, 5° edición, 2014, pág. 162.

[1] Marques de Sade, la filosofía del tocador, Paris 1795, pág. 13

[2] Ibíd. pág. 105

[3] ibíd.

[4] Ibíd. Pag.106

[5] Ibíd.

[6] Ibíd. Pág. 110

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s