CANDIDATA INDÍGENA A LAS ELECCIONES DEL 2018

Por Cervantes Rentería Ángel

images-1El primero de febrero del 2017 salió a la luz, como lo hace todo árbol que germina en cuanto rompe su semilla, desde abajo y con la esperanza de perpetuar la vida, la Declaración del V Congreso Nacional Indígena, y en efecto como se titula la declaración “¡Y RETEMBLÓ!, INFORME DESDE EL EPICENTRO…”.

El mensaje es contundente, una mujer con sangre indígena que conozca y defienda su cultura, será no sólo la candidata independiente a las elecciones a la presidencia del 2018 en México, sino que además, aclaran, será la vocera de un “Concejo Indígena de Gobierno con representantes hombres y mujeres de cada uno de los pueblos, tribus y naciones que lo integran. Y que este concejo se proponga gobernar este país”[1]. Es decir, será el Consejo Indígena de Gobierno quien realmente tomará las decisiones que repercutan en la nación y será la candidata la portavoz de los acuerdos.

Mencionó una de las dos delegadas del Congreso Nacional Indígena, en un foro en la Facultad de Ciencias Políticas de la Universidad Nacional Autónoma de México, que el Consejo Indígena de Gobierno, tiene el objetivo de reorganizar a todo el país, pues como su nombre lo indica, es un Consejo Indígena de Gobierno y no un Consejo de Gobierno Indígena, pues de ser así sólo se abocaría a las comunidades originarias, y la idea es que la sociedad civil también sea tomada en cuenta.

En la sociedad las reacciones no se hicieron esperar, no sólo aparecieron lo machistas quienes descalificaron a una mujer como posible presidenta, sino que inclusive, figuras intelectuales del periodismo de “izquierda “, se pronunciaron en contra del Congreso Unknown-1Nacional Indígena y del Ejercito Zapatista de liberación Nacional, acusando a éste de contradictorio y haciendo énfasis en una inevitable división de la izquierda en México, que traería como consecuencia el triunfo del PRI y PAN. A lo anterior respondió la delegada en el foro de la FCPS, que con base en los principios de “Obedecer y no mandar, Representar y no suplantar, Servir y no servirse, Convencer y no vencer, Bajar y no subir, Proponer y no imponer, Construir y no destruir”, la intención y el efecto no es dividir al país, sino que son los propios partidos políticos quienes rompen con la propia armonía de la sociedad, y son ellos sin importar sus principios o ideologías poco progresistas, quienes pactan cuando los intereses económicos están en juego.

Al ser intelectuales simpatizantes abiertamente de Morena los principales críticos de la decisión del CNI, se les cuestionó a los delegados, ¿Qué figura juega Andrés Manuel López Obrador con el CNI? La respuesta fue clara, Obrador es otro político al servicio del sistema capitalista, quien pretende introducir al país empresas mineras provenientes de Canadá, las cuales destruirán la biodiversidad de los ecosistemas protegida por las comunidades indígenas, con todo lo que esto implica, saqueos, amenazas, destrucción de cultura, desplazados y muertes.

Las comunidades que conforman al CNI al que describen como la casa de los indígenas en donde acuden para expresar sus dolencias, que son producto del mismo mal, en donde se abrazan y lamen sus heridas, proponen una esperanza revolucionaria para el país, pues son ellos quienes realmente han logrado hacer frente al sistema capitalista, por sus modos de producción que anteceden por miles de años al propio capitalismo y a los que vale voltear a ver.

“Es lo que hemos inventado y reinventado no por gusto, sino como la única forma que tenemos de seguir existiendo, es decir esos nuevos caminos sacados de la memoria colectiva de nuestras formas propias de organización, son producto de la resistencia y la rebeldía, del hacer frente cada día a la guerra que no ha parado y que no ha podido acabar con nosotros. En esas formas no sólo ha sido posible trazar el camino para la reconstitución integral de los pueblos, sino nuevas formas civilizatorias, esperanzas colectivas que se hacen comunitarias, municipales, regionales, estatales y que están dando respuestas precisas a problemas reales del país, lejos de la clase política y su corrupción”[2].

Esta propuesta del CNI respaldada por el EZLN es hoy en día una opción certera para quienes estamos convencidos de que la clase política actual es homogénea en intereses, images-2objetivos y corrupción. Sabemos que el recorrido al 2018 seguirá marcado por la violencia como lo han expuesto en su último comunicado del nueve de marzo nuestros pueblos originarios, en el que denuncian las atrocidades que en coalición están perpetuando los diferentes niveles de gobierno y las empresas, para instaurar los mega-proyectos que explotan, destruyen, desplazan y denigran al humano y su riqueza cultural[3], y es por estos motivos que aun cuando la victoria de la candidata indígena parezca difícil de materializarse, lo cierto es que este proceso electoral servirá en gran medida para vislumbrar y concientizar a la población sobre las problemáticas y violaciones sistemáticas a los derechos humanos que aquejan a los salvaguardas milenarios de la cultura, lengua, tradiciones y riqueza, así como presentar alternativas de reorganización y formas de producciones autosustentables y pre-capitalistas.

[1] http://enlacezapatista.ezln.org.mx/2017/01/01/y-retemblo-informe-desde-el-epicentro/

[2] http://enlacezapatista.ezln.org.mx/2017/01/01/y-retemblo-informe-desde-el-epicentro/

[3] http://enlacezapatista.ezln.org.mx/2017/03/09/comunicado-del-congreso-nacional-indigena/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s